El pasado 4 de septiembre se publicó en el Boletín Oficial del Estado, el nuevo Real Decreto- Ley 11/2.018, de 31 de agosto, por el que se reforma la ley 10/2.010, de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo. Dichas modificaciones vienen impuestas por la Directiva 2.015/849 del Parlamento Europeo y del Consejo de 20 de mayo de 2.015, sobre la prevención de la utilización del sistema financiero para la prevención del blanqueo de capitales.